Huertos solaresCómo funciona una instalación fotovoltaica

Para saber cómo funciona una instalación fotovoltaica primero tenemos que saber lo que es. Esta hace referencia a una instalación eléctrica que es capaz de producir energía a partir de la energía solar, una de las fuentes de energía renovable más utilizadas.

Qué es un sistema de autoconsumo fotovoltaico

Un sistema de autoconsumo funciona igual que cualquier modelo de producción de energía, ya que la energía producida por las placas solares fotovoltaicas se consume directamente en una instalación propia como naves, industrias o explotaciones agrarias…

Tipos de instalación de paneles solares

Nuestra forma de conexión o desconexión a la red eléctrica para poder cubrir nuestro autoconsumo energético cuando no hay sol, dependerá del tipo de instalación que tengamos. Por ello vamos a ver la diferencia que existe entre las modalidades de instalaciones de módulos fotovoltaicos:

  • Instalaciones conectadas a la red. Estas instalaciones se dan en lugares donde la red eléctrica llega. También conocidas como “grid connected” estas conviven con las instalaciones eléctricas tradicionales y por lo tanto su uso puede alternarse con la red eléctrica tradicional aunque se disponga de fuente solar. De este modo se pueden satisfacer cualquier necesidad del usuario.
  • Instalaciones aisladas de la red. Estas instalaciones no tienen conexión a red. También conocidas como “stand alone” están pensadas para que funcionen con batería de litio con el fin de garantizar una corriente continua de energía eléctrica durante toda la noche o cuando la fuente solar no fuese suficiente.

Componentes de un sistema de paneles fotovoltaicos

Para seguir conociendo el funcionamiento de este tipo de instalaciones vamos a pasar a detallar los elementos de los que consta:

  • Módulos fotovoltaicos: O lo que es lo mismo las placas fotovoltaicas son las encargadas de captar la energía del sol convirtiéndola en energía fotovoltaica gracias a estos módulos construidos con silicio.
    Estructuras de sujección: Existen unas sestructuras que soportan estos módulos fijándolos al techo y en ocasiones fijando una orientación y optimizando su inclinación hacia el sol.
  • Generador solar: Estos generadores funcionan atrapando la radiación del sol a través de los paneles fotovoltaicos, y transformándola en corriente continua.
  • Acumulador: Éste es el encargado de almacenar la energía que se produce a través del generador y gracias a este podemos disponer de corriente eléctrica en el horario de noche o en días nublados.
  • Inversor: Este dispositivo es el encargado de transformar la corriente almacenada en el acumulador, generada por los módulos fotovoltaicos (corriente continua), y convertirla en corriente alterna para ser utilizada por elementos industriales. Por norma general estos inversores suelen incluir un dispositivo de protección que desconecta el inversor en caso de apagón eléctrico u otra perturbación.
  • Regulador de carga: la misión de este dispositivo es la de evitar descargas excesivas al acumulador. Este existe para evitarle daños irreversibles.
  • Monitorización: Con este sistema se controla la instalación de forma remota, monitorizando el progreso de producción y autoconsumo que a su vez verifica el estado del inverter.
  • Baterías solares: Este componente es más que importante en las instalaciones aisladas de nergía fotovoltaica pues son las encargadas de almacenar la energía para que se pueda utilizar durante las horas de noche o en épocas en las que el cielo esté nublado y la radiación solar que se absorbe no sea suficiente. Las baterías ayudan a su vez al panel solar mejorando su rendimiento.

 

 

 

Cómo funciona una instalación fotovoltaica

Ahora que ya conoces los componentes de cualquier parque fotovoltaico es momento de ver paso a paso cómo funciona una instalación fotovoltaica:

  1. La luz solar es absorbida por los módulos fotovoltaicos. De aquí pasará al regulador o baterías si la instalación cuenta con ellos.
  2. Si en la instalación no hay ni regulador ni baterías esta energía iría directamente hacia el  inversor donde se transforma esta radiación en energía eléctrica.
  3. Una vez transformada la energía pasa al cuadro de protecciones, el cual se encuentra en cualquier instalación eléctrica, donde se queda guardada para poder ser utilizada.
  4. En el caso de que contemos con baterías solares, la energía se almacena ahí hasta que el usuario necesite de ella.

Ventajas de las instalaciones fotovoltaicas

Si todavía estás pensando si es o no una buena idea contar con instalaciones fotovoltaicas en tu próximo proyecto, te contamos algunas de las principales ventajas de contar con una:

  • Energía limpia: las placas solares fotovoltaicas producen una energía sin ningún residuo tanto en la producción como en la obtención final
  • Fuente de energía inagotable: como fuente de energía renovable los paneles solares aprovechan la energía continua del sol
  • Tecnología eficiente y efectiva: Los paneles solares suponen un modo eficaz de conseguir instalaciones fotovoltaicas que aprovechen al máximo la energía del sol.
  • Instalación económica: Actualmente este tipo de instalaciones es mucho más económica que hace unos años.
  • Bajo mantenimiento: El mantenimiento de este tipo de huertos fotovoltaicos es reducido pues no genera gastos tan elevados como los de la energía eólica.

En Anbelo Solar contamos con una larga experiencia como instaladores de placas solares en los cuales llevamos a cabo el diseño, la promoción, ejecución y mantenimiento del parque solar. Si estás pensando en algo así para tu negocio ponte en contacto con nosotros y te informamos de todo desde el tipo de panel necesario hasta el proceso total de ejecución y mantenimiento.